Miopía y Cataratas es una asociación frecuente porque los miopes desarrollan cataratas antes que las personas no miopes. Operar en el caso de la miopía es una de las soluciones.

La miopía es un problema de los ojos que impide ver de lejos, pero que se corrige con gafas, con lentillas o con una intervención. Con cualquiera de estos sistemas podemos alcanzar una visión suficiente para llevar una vida normal mientras no surgen otros problemas oculares que requieran otros tratamientos diferentes.

La catarata es uno de esos “otros problemas”, el mas frecuente. Se trata de un deterioro  del cristalino, que es la lente natural de nuestro ojo. La catarata se va desarrollando lentamente a partir de los 40 años aproximadamente con mas o menos intensidad en todas las personas. Es un signo de envejecimiento. En este deterioro del cristalino, que ha sido transparente cuando éramos jóvenes, pasa ser progresivamente, evolucionando muy lentamente, cada vez más opaco. La opacidad del cristalino lo que nos supone es como mirar a través de un costal algo sucio, se ve cada vez mas borroso, pero suele evolucionar tan despacio que el paciente se va adaptando y no se entera.  En muchas ocasiones esta catarata genera <b<miopía y esto si lo suelen notar más rápido: ven pero de lejos y mejor de cerca.

Cuando el desarrollo de la catarata es muy  lento, que es lo habitual, los pacientes no se enteran hasta que no les impide conducir o realizar otras tareas y es entonces cuando acuden preocupados por su mala visión.

La evolución de la catarata no es siempre igual, es impredecible. Hay personas que tienen un poco de catarata desde niños y no cambia en docenas de años y otros que en menos de 1 año pasan de tener un cristalino trasparente a no ver nada.

En la práctica nos encontramos con diferentes situaciones que requieren tratamientos distintos:

Operación de miopía y catarata a personas con más de 55 años:

El tratamiento de elección es la operación de catarata en la que se sustituye el cristalino deteriorado por una lente intraocular con la potencia adecuada para que les permita ver bien sin gafas, es decir que les limpie la vista y a la vez la miopía. Es una solución definitiva.

Existen lentes con las que se ve bien de lejos, pero no llevan corrección de cerca y es necesario que se utilicen gafas para leer el periódico. Actualmente se suele operar con lentes multifocales  que permiten ver bien para conducir y para leer el periódico sin gafa.

Personas con miopía elevada, con muy poca catarata y con menos de 50 años:

operacion de miopiaEn estas personas la operación habitual de cataratas no es recomendable.

No es raro que además estas personas ya no toleren bien las lentillas y no quieran llevar gafas. En estos casos se puede implantar una lente tipo ICL, se trata de una lente que corrige toda la miopía, pero no la catara, incluso puede adelantar un poco el momento en el que haya que operar la catarata. Es una solución que les permitirá ver bien sin gafas durante años, pero no es definitiva.

Personas que se operaron de láser y años después tienen catarata:

Es frecuente que en estos casos el primer síntoma sea que aparece un poco de miopía. Si la opacidad es muy leve, la actitud es observar la evolución durante un tiempo.  Si vemos que la opacidad aumenta, que el paciente pierde visión indicaremos operar la catarata, pero en muchos casos esa pequeña miopía se estabiliza, no cambia la visión, y es preferible dar un retoque con láser que le permitirá volver a ver bien. Pasado un tiempo la catarata se opacificará y será necesario su operación.

¿Por qué no operar siempre el cristalino, la catarata, y así solucionar definitivamente miopía y catarata?

Porque la intervención de catarata en personas miopes con menos de 50 años incrementa el riesgo de tener problemas en la retina. Si es posible, es preferible utilizar otro tipo de intervenciones en córnea o por delante del cristalino pero no cambiar el cristalino hasta pasados los 55 años.

En personas que padecen hipermetropía si se pueden operar por debajo de esa edad, según el caso sin  que suponga más riesgo.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Te invitamos a que nos sigas en redes sociales! Publicamos contenidos muy amenos que pueden ser de tu interés.