Orzuelo y chalazión

Orzuelo y chalazión2018-07-20T07:47:06+00:00

¿QUÉ SON?

Un orzuelo es la inflamación aguda de las glándulas sebáceas del párpado producida por una infección.

orzuelo y chalazión

Un chalazión es una lesión con forma de nódulo que tiene su origen también en las glándulas sebáceas del párpado pero con ausencia de infección.

orzuelo y chalazión 2

¿POR QUÉ SE PRODUCEN?

La infección por estafilococo es la causa más frecuente de los orzuelos. El chalazión se produce cuando se obstruye el punto de drenaje de la glándula por secreciones grasas. Un orzuelo puede mejorar la infección y formarse un chalazión de forma secundaria porque se tapone la glándula. Un chalazión también puede convertirse en orzuelo si se sobreinfecta.

Suelen ser más frecuentes en pacientes que tienen patología dermatológica asociada como la rosácea o la dermatitis seborreica. En niños, los orzuelos de repetición pueden indicar defectos de graduación no conocidos. Alteraciones palpebrales como la blefaritis también predisponen a padecerlos.

SÍNTOMAS

El orzuelo provoca inflamación en el párpado que es dolorosa a la palpación, pudiendo palpar una zona quística indurada que se corresponde con la glándula afecta. Se puede producir enrojecimiento ocular y aumento de las secreciones.

El chalazión produce menos síntomas que el orzuelo Podemos palpar la glándula como un quiste bien definido a nivel del párpado, que en ocasiones puede resultar doloroso a la palpación Si es muy grande y cambia la anatomía normal del párpado puede dificultar la visión.

¿ SE PUEDE PREVENIR?

Si tiene patología palpebral como la blefaritis, una correcta higiene de los párpados resulta fundamental usando jabones infantiles , o toallitas y limpiadores específicas para párpados.

Es importante respetar las caducidades de los productos cosméticos ya que estos, abiertos durante largo tiempo son un caldo de cultivo excelente para bacterias.

Si está comenzando con los síntomas no intente reventar el quiste porque puede hacer que la infección se extienda a los tejidos adyacentes.

TRATAMIENTO

Una parte de los orzuelos ceden de manera espontánea al cabo de unos días. El uso de compresas calientes 3 veces al día masajeando la zona puede hacer que el orificio de salida de la glándula se abra y mejoren los síntomas. Es importante la higiene palpebral durante el proceso y se recomienda no usar productos de maquillaje en la zona mientras esté activo el proceso. En caso de infección es útil las pomadas con antibiótico.

Si con el tratamiento médico no conseguimos resolver el orzuelo podemos recurrir a inyecciones de corticoides o a una intervención quirúrgica para extirpar por completo la glándula afecta.