Corrige la miopía con las lentillas CRT

Clínica Oftalmológica / Blog / Corrige la miopía con las lentillas CRT

Corrige la miopía con las lentillas CRT

2017-10-26T14:26:59+00:0022 de mayo de 2017|

La miopía es uno de los problemas de visión más comunes durante la infancia que con frecuencia se detecta en niños en edad escolar o durante la adolescencia y suele aumentar durante la etapa del crecimiento hasta alrededor de los 21 años, durante más tiempo aún si se mantiene un trabajo excesivo en visión próxima (estudios universitarios, oposiciones…). Su principal síntoma es la percepción borrosa de las imágenes lejanas debido a que el ojo es más largo de lo normal lo cual provoca que la imagen se forme por delante de la retina.

El Dr. Juan Gonzalo Carracedo, Co-director de la unidad de lentes de contacto en Novovisión y profesor de la facultad de Óptica y Optometría en la Universidad Complutense, nos explica que evitar la progresión de la miopía ha sido uno de los objetivos de la investigación en oftalmología. Hoy en día existen estudios que han demostrado que el uso de la ortoqueratología nocturna es uno de los tratamientos más eficaces para controlar la evolución de la miopía. Se trata de un método que permite corregir el error refractivo durante la noche para no tener que llevar gafas ni lentillas durante el día.

En Novovisión tenemos la solución para corregir la miopía y el astigmatismo mientras duermes gracias las lentillas Orto-K u ortoqueratología nocturna. Los estudios indican que las lentillas de Orto-k frenan la progresión de la miopía en la etapa estudiantil debido a que frenan el crecimiento axial del ojo.

  • ¿Cómo funcionan las lentillas de Orto-k?

Las lentillas de Orto-k (CRT de Terapia Corneal Refractiva) son unas lentes que se colocan antes de dormir. El paciente debe dormir con ellas un mínimo de 6 horas, por eso se las conoce como “lentillas pijama”.  Durante la noche éstas lentes van a moldear la cornea, de tal forma que cuando el paciente se las quita al despertar disfruta de una visión nítida y natural durante el día, siendo capaz de realizar sus actividades diarias sin necesidad de utilizar gafas o lentes de contacto.

Estas lentillas no sólo están recomendadas para frenar la progresión de la miopía. Sino que además, están especialmente indicadas para aquellas personas para las que las gafas o las lentillas tradicionales son un problema, por roturas, pérdidas o por sequedad en los ojos.

  • ¿Cuál es el límite de graduación para utilizar las lentillas de Orto-k?

Las lentes de Orto-k son válidas para niños y adultos con un rango de miopía de hasta -6,00 dioptrías con o sin astigmatismo de hasta -2,75 dioptrías. Aunque en casos excepcionales se puede intentar adaptaciones de hasta -8.00 dioptrías de miopía. Actualmente y aunque sin el beneficio de frenar el aumento del error refractivo, las lentes de ortoqueratología son capaces de corregir hasta +3,00 dioptrías de hipermetropía y hasta +1,75 dioptrías de presbicia.

  •  ¿Quién puede utilizar las lentillas Orto-k?

Para muchos jóvenes la dependencia de las gafas limita su estilo de vida y sus actividades, sobre todo, la práctica de deportes.

Las lentillas de Orto-k son la mejor alternativa para niños y adolescentes y para aquellas personas que no pueden operarse con láser, pero que desean llevar una vida sin gafas y lentillas.

  • ¿Cuál es el procedimiento para comenzar a llevar Orto-k?

En primer lugar, en caso de que el paciente fuese ya usuario de lentes de contacto convencionales, debe descansar durante un mínimo de 15 días en el caso de lentes blandas y un mínimo de mes en caso de lentes semirrígidas (RGP).

Posteriormente, acudirá a consulta de contactología, donde se le realizará un examen completo con el fin de evaluar si es un candidato apropiado para el uso del tratamiento de ortoqueratología. Del mismo modo en esa misma visita se calcularán las lentes apropiadas para corregir su defecto refractivo. En la consulta tenemos una amplia caja de lentes de prueba, de modo que es probable que en esa visita ya podamos probar las lentes al paciente e instruirle en el uso de las mismas (poner y quitar y el mantenimiento de las mismas).

Tras esa primera visita, cuando el paciente se lleva las lentes a casa, deberá acudir a revisión la primera mañana que ha dormido con ellas, para evaluar la salud ocular tras el uso de las lentes. Volverá a revisión a la semana, y si todo evoluciona correctamente una última visita al cumplirse el primer mes de uso, en la cual se le dará el alta.

Desde ese momento, el paciente debe acudir a revisión cada 6 meses para realizar un control del estado de salud del ojo, la evolución del estado refractivo del ojo y la evaluación del estado de las lentes de contacto.

En el tratamiento con lentes de ortoqueratología es fundamental que los pacientes lleven estrictamente las indicaciones de mantenimiento de las lentes que se les haya dado en consulta para evitar las queratitis microbianas, que es la complicación más grave durante el uso de cualquier lente de contacto.

¿Te gustó este post? Valóralo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)

2 Comments

  1. Susana 6 enero, 2018 en 12:19 am - Responder

    Hola yo estoy operada de miopia hace 13 aproximadamente y ahora tengo 1 dioptria y me he puesto gafas no de continuo…pero las voy necesitando..en mi caso daria resultado este tipo de lentillas?gracias

    • admin 1 febrero, 2018 en 5:57 pm

      Buenas tardes Susana,
      Todo depende con la técnica con la que te operaras. Si fue con ICL sí se puede, pero si fue con láser es más difícil… Lo mejor es que acudas a un especialista para que te examine y valore si puedes utilizar este tipo de lentes de contacto.
      Un saludo

Deje su comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.